El Caballo Peruano de Paso es una joya ecuestre heredada del Virreinato del Perú, producto de quinientos años de selección funcional y natural. Su herencia genética combina los rasgos del caballo berebere, que le aportan la resistencia y la tendencia a la ambladura, con la raza andaluza, que determina el andar orgulloso y la elevación de sus aires.En su paso, conocido como ambladura rota, los miembros del mismo lado se elevan a la vez, pero se apoyan primero el posterior y luego el anterior, originando un avance a bípedos laterales, en cuatro tiempos.Esta forma de marchar también llamada paso llano, produce un movimiento suave y rítmico, en el que el centro de gravedad del caballo se mantiene prácticamente inmóvil, brindando un desplazamiento armónico y confortable, pero altivo y orgulloso.El Peruano de Paso es un caballo de tamaño mediano, con una alzada de 140 a 150 cm. y un tórax fuerte, en el que se destaca el pecho, ancho y profundo, de formas redondeadas. En su piel, fina y suave, si bien predominan los pelajes alazanes y bayos, se dan prácticamente todas las variedades.El cuello, plano y bien proporcionado se une armónicamente con la cabeza bien balanceada y expresiva, de orejas pequeñas y finas, curvadas hacia adentro y ojos vivos y expresivos. Su lomo, corto, compacto y levemente arqueado, es aplanado en la parte superior y redondeado en los lados.Las extremidades son sólidas y musculosas, de líneas bien definidas y cuartillas excepcionalmente fuertes, destinadas a soportar las exigencias de sus pisos. En las piernas, se destaca la inclinación del corvejón y la fortaleza de los cascos, mientras las manos, muestran rodillas planas y compactas que absorben el impacto de los cascos contra el piso.Complementando sus características morfológicas, la suavidad de su boca y la docilidad de su temperamento, hacen que la bestia ponga su brío y fuerza al servicio de su jinete, integrando un binomio perfecto, de gran belleza y estampa.

Facebook Profile

AndesMissionPeru – Yojan & Karina

Estas cualidades, sumadas a su resistencia y rusticidad, hacen del Caballo Peruano de Paso una combinación exquisita de elegancia y suavidad de desplazamiento, que permite a su jinete disfrutar de largos paseos sin sufrir el impacto en su cuerpo.La impronta arrogante que hoy distingue al Caballo Peruano de Paso, es el legado de una fusión entre culturas que tomó más de 500 años.Originada en los territorios del Virreinato del Perú, esta raza comienza a expandirse por América e ingresa, como un artículo de lujo, Al mundo entero. Con el tiempo y gracias a sus características únicas, el Peruano de Paso pasa a ser, además de un símbolo de distinción social, un aliado incondicional para los viajes y el trabajo.En la actualidad, si bien el número total de estos ejemplares sigue siendo muy pequeño, su cría se ha extendido. El trabajo y la dedicación de los criadores, apuntan a preservar y mejorar sus rasgos morfológicos y funcionales. Aquellos que hacen que el Caballo Peruano de Paso sea conocido con justicia como “La Mejor Silla del Mundo”.El Caballo Peruano de paso es una raza equina oriunda del Perú, descendiente de los caballos introducidos durante la conquista y los primeros tiempos de la Colonia. Esta raza está protegida por el Decreto Ley peruano número 25.919 del 28 de noviembre de 1992 y declarado Patrimonio Cultural del Perú también llamado Patrimonio Cultural de la Nación.